Tiempo de

pestanas

Llegó el tiempo

(¿todo tiene un tiempo?)

de aspirar el perfume

de las madreselvas.

Enmarañadas,

empinadas,

las ansiosas guías

poblaron rincones

donde anidarse.

La escondida cerca

donde se abrazan

recibe a la primavera

ornada de zarcillos

como si le hubiesen

crecido nuevas alas.

Sus flores imitan

perfumados ojos

de largas pestañas

esquivando al viento

que ufano pasa.

Es el tiempo finito

de alegres jazmines

y albas madreselvas

perfumando la brisa

en cada primavera.

 

 

Anuncio publicitario

7 comentarios en “Tiempo de

  1. Primavera, luz clara
    de amaneceres brillantes,
    aroma de vida en el aire,
    corazones vivos
    y una camino que recorrer
    entre madreselvas curiosas
    que alzan sus ojos al sol.

    Muy lindo poema, me encanta. Aquí estamos en otoño avanzado, con frío y días cortos y yo necesito la luz… Un abrazo.

    Me gusta

  2. Son los ciclos naturales, ¡qué le vamos a hacer! Pero pareciera que las personas necesitamos de mucha luz, y cuando escasea se nos vuelve un tanto gris el ánimo también.
    El invierno recién pasado lo sentí más largo que muchos. Felizmente, para todo «hay un tiempo de…» Ya gozarás de mayor luz.
    Un abrazo

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s